Novedades
Inicio / Artículos / El árbol y el hombre

El árbol y el hombre

El árbol y el hombre

El árbol y el hombre en la Torá , el Talmud y Midrashim:

 

(כי האדם עץ השדה” (דברים כ, 19″

“El hombre es un árbol del campo” (Deuteronomio, 20, 19)

 

(כימי העץ ימי עמי” (ישעיהו ס”ה, 22″

“Porque como los días de un árbol serán los días de mi pueblo” (Isaías, 65, 22)

 

(כעץ שתול על פלגי מים” (ירמיהו י”ז, 8″

“Porque será como un árbol plantado por las aguas” (Jeremías, 17, 8)

 

(עֵץ חַיִּים הִיא לַמַּחֲזִיקִים בָּהּ וְתֹמְכֶיהָ מְאֻשָּׁר ”  (משלי פרק ג פסוק יח ”

La Torá es un árbol de vida para quienes se aferran a ella (Proverbios 3:18).

 

“Cuatro son los años nuevos en el calendario hebreo: El primer día del mes de Nisán – (Pesaj) es el año nuevo de los reyes y las festividades El primero del mes de Elul – año nuevo para el cálculo del diezmo sobre los animales… El primer día del mes de Tishrei – (Rosh haShaná) es un año nuevo para la cuenta de los años El quince de Shvat – año nuevo para los árboles” (Mishná de Masejet Rosh Hashaná)

 

“Un hombre viajaba por el desierto hambriento, sediento y cansado cuando se encontró con un árbol que proporcionaba abundante sombra y frutas deliciosas, y un manantial de agua corría por debajo de él. El hombre comió las frutas, bebió el agua y descansó bajo la sombra.

Cuando se dispuso a continuar el viaje, se volvió hacia el árbol y le dijo:

—Árbol, árbol, ¿cómo te bendeciré? ¿Te bendigo con frutos dulces? Tus frutos ya son dulces.

¿Te bendigo con sombra abundante? Tu sombra ya es abundante. ¿Qué un manantial corra debajo tuyo? Ya corre debajo de ti un manantial”. Solo hay una cosa con la que te puedo bendecir: Que sea la voluntad de Di-s que todos los árboles que surjan de tu semilla sean igual que tú…”. (Talmud, Taanit 5b)

 

“Y tomó Di-s al hombre, y lo puso en el jardín de Eden para cultivarlo y guardarlo”.(Bereshit 2:15)

 

“Rabbí Yojonán ben Zakai que decía: “Si estuvieses plantando un árbol y te dirían: ‘Viene el Mesías, sal a recibirlo’, primero termina de plantar el árbol y únicamente después ve a recibirlo”. (Avot de Rabi Natán, 3)

“Y plantó Di-s el jardín en Eden, al oriente, y puso allí al hombre que formó. E hizo brotar de la tierra todo árbol agradable a la vista y bueno para comer. Y el árbol de vida (estaba) dentro del jardín, y el árbol del conocimiento del bien y del mal”. (Génesis 2, 8-9)

 “Si para conquistar una ciudad tienes que asediarla mucho tiempo, no destruirás sus árboles a golpes de hacha. Come de sus frutos, pero no los cortes” (Deuteronomio 20: 19) 

“Un anciano plantaba un árbol, cuando pasó un joven a su lado y le preguntó: _ _“¿Qué estás plantando?” _ “Un algarrobo”, respondió el anciano. _“Anciano tonto”, dijo el joven, “¿Acaso no sabes que se necesitan setenta años para que el algarrobo de frutos?”. _“Está bien”, respondió el anciano, “así como otros han plantado para mí, yo estoy plantando para las generaciones futuras”.(Talmud Babli, Taanit, 23B)

 

 

 

Acerca de Centro Mundial Noájida

Centro Mundial Noájida
Nuestros objetivos: Difundir el mensaje de la Torá al mundo no judío. Actuar centralizando toda la actividad en nuestra sede en Jerusalén, en relación con los noájidas en todo el mundo. Servir como un centro de recursos de información y asesoramiento acerca de los principios y prácticas religiosas. Ayudar a establecer comunidades de noájidas en todo el mundo y brindarles apoyo. Establecer un vínculo entre el mundo no-judío y la tradición judía y los rabinos, incluyendo el reconocimiento formal de los Noájidas por las instituciones religiosas y nacionales del pueblo judío.

Deja un comentario